Hoy me he despertado con ganas de playa. Pero no una cualquiera, porque tengo el mar enfrente de casa. ¿Te imaginas una playa sin arena, completamente negra y con el agua cristalina? Existe y está en Sicilia. No es otra que la que rodea Aci Castello.

ACI CASTELLO

La naturaleza es tan caprichosa como mis despertares y, cuando se trata del imponente efecto de un volcán en activo como es el Etna, la cosa pasa a mayores. Una buena erupción es capaz de modificar la orografía del terreno y crear contrastes realmente maravillosos a la vez que destructivos. Esta vez nos quedamos con la parte positiva, que son las enormes lenguas de lava solidificada que desembocan en el mar.

Aci Castello, Catania, Sicilia

En Aci Castello, Catania, encontramos una de esas lenguas que desembocaron en el mar, creando una hermosa y peculiar playa de color negro y con agua cristalina en la que da miedo a la vez que ganas de meterse. No es un sitio que esté muy aglomerado de gente, al menos, en septiembre. Se encuentra rodeando a un pequeño castillo que servía de fortín en tiempo de guerra. Hay que tener cuidado ya que el terreno, lava solidificada, puede ser un poco resbaladizo si está mojado. En algunos puntos, la profundidad puede ser suficiente como para no hacer pies y dónde el agua golpea de forma brusca. Pese a ser todo negro, el agua es realmente clara y podemos ver el fondo y todos los seres vivos que habitan en estas rocas de lava.

Aci Castello, Catania, Sicilia

Si no te importa que el suelo esté más duro que una roca, saca la toalla y ponte a tomar el sol, aquí pocos niños con pelota o gente jugando a las palas veras. Pocos no, ninguno. En el caso de que el suelo sea demasiado duro, te invito a subir arriba de nuevo, hay un mirador desde donde se puede divisar todo el alrededor del castillo. Perfecto para quedarse mirando al mar, escuchar sus sonidos y sentir como te llegan los sprays de agua que se generan al golpear la roca.

aci castello mirador

COMO LLEGAR A ACI CASTELLO

Llegar es muy fácil a la vez que puedes volverte loco. En autobús está a unos 35-40 minutos de Catania, ya que se llega por la carretera SS114 que no es autopista ni nada. Da unas vueltas que es para volverse loco, pero se llega bien. Nosotros salimos desde Piazza Stesicoro, Catania, cogiendo un bus regional dirección norte y que no vaya por autopista (8574, 12877, 12732,…). Cuesta 1€ el ticket de bus, y se puede comprar en cualquier quiosco.

Habrá que estar atento a las paradas para no pasarnos. Es fácil de divisar desde el autobús y si preguntamos es un sitio muy conocido. La parada en Aci Castello es una simple señal. No hay marquesina, indicadores, bancos ni nada por el estilo.

Para volver, basta con esperar en la señal. Si no recuerdo mal, pasan cada hora. A nosotros, justo se nos fue por dos minutitos y esperamos más de una hora. Incluso pensamos en que no iba a pasar ni el tato, porque pasó más de una hora, pero sí, al final volvimos sin problema.

Y después de un largo día de “tute paquí pallá, pallá paquí, no nos quedó más remedio que rendirnos a los encantos de la gastronomía siciliana, para poder irse a dormir como un niño chico.

aci castello bus

Comenta con Facebook

Deja un comentario

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.Más información.

ACEPTAR
Aviso de cookies